Jinámar decide. Tú decides

Servando González Robaina (*)

Desde hace años, mi participación en colectivos ciudadanos en el ámbito de Jinámar me ha hecho tener una perspectiva de cómo ha cambiado la atención y apoyo desde las instituciones hacia este distrito.

Venimos de una época en la que los colectivos vecinales eran solo visitados con motivo de las procesiones o pregones de fiestas, donde la participación en las decisiones del barrio era entendida como manipulada y se apagaba con promesas que no se cumplían.

Hoy Jinámar vive otra realidad. El actual grupo de gobierno, encabezado por Carmen Hernández, lidera y ha puesto en marcha un Plan Integral que cuenta con la participación y coordinación de todos los colectivos sociales que trabajan y desarrollan su actividad en el barrio, y que desean aportar su granito de arena a este gran proyecto que ya ha empezado a transformar la zona. Un proyecto que ofrece y acomete soluciones firmes y duraderas, y que no actúa solo poniendo parches, como se hizo con los planes anteriores. Un plan que abarca todos los ámbitos, desde la mejora de las infraestructuras hasta actuaciones en las áreas social y de empleo, junto a importantes medidas para garantizar la seguridad.

Hoy, fruto de una inversión de todas las instituciones lograda por el grupo de Gobierno municipal y de la prioridad que se ha dado a este proyecto, son ya realidad la rehabilitación de varios centro sociales y deportivos como el Pabellón Juan Carlos Hernández (tras 13 años cerrado), el edificio de usos múltiples (antigua Gerencia), el centro de menores o el invernadero del parque Jaime O’Shanahan.

También se ha materializado la más que esperada rehabilitación completa de la llamada ‘Primera Fase’ del barrio, con sus zonas comunes incluidas. Así como el desarrollo de un plan de movilidad que, además de aumentar la seguridad de nuestras calles, modifica la forma de relacionarnos en ellas, incluyendo en este ámbito, por supuesto, el próximo asfaltado de nuestras vías principales. 

Y no podemos olvidar la rehabilitación de la escuela infantil que el gobierno anterior decidió cerrar con la excusa de aquel aciago plan de ajuste y sus recortes que ha lastrado Telde desde 2012 y que, con el trabajo llevado a cabo durante este mandato por el equipo liderado por Carmen Hernández, nos quitaremos de encima, como muy tarde, en 2020.

Pero lo que considero más importante de este plan es que está centrado en las y los vecinos y que su objetivo prioritario es mejorar la realidad social de Jinámar. Para ello, se están desarrollando acciones como actividades extraescolares, escuelas de familia, programas contra el absentismo escolar, talleres de alfabetización y formación para la inserción laboral, programas deportivos y culturales, medidas de prevención de adicciones y planes de empleo específicos para vecinos de la zona. Un cúmulo de actuaciones que hace de éste un plan estratégico que puede de una vez por todas transformar la realidad de la vida del barrio.

El gran reto para el próximo mandato en el Valle de Jinámar es continuar con este plan, para afianzar los numerosos logros que ya se han conseguido y para seguir aportando nuevos avances que garanticen el bienestar de sus habitantes. Y conseguirlo está en nuestras manos, porque ahora somos los vecinos y vecinas de Jinámar quienes tenemos la palabra y quienes debemos elegir entre dos opciones de futuro: apostar por la continuidad de la gestión de quienes han logrado recuperar la ciudad y poner en marcha el municipio o entregar el gobierno a quienes pueden hacer que no solo Jinámar sino todo Telde pierdan lo conseguido.

Debemos elegir entre otorgar nuestra confianza a los que cierran escuelas infantiles, o a los que salen huyendo de los gobiernos y de sus responsabilidades para vivir plácidamente en la bancada de la oposición cuando vieron la tarea ingente de trabajo que se le venía encima. O, por el contrario, renovar nuestra fe en el equipo de Nueva Canarias, el artífice de nuestros avances, y dar continuidad así a un proyecto que está transformando el barrio y toda la ciudad, y que, a pesar de gobernar en minoría, es el grupo político que ha demostrado que siente a Jinámar como una prioridad y que quiere seguir dando voz a las y los jinameros para continuar mejorando nuestra realidad.

(*) Licenciado en Psicología. Secretario de la asociación de vecinos de Hornos del Rey de Jinámar. Miembro de la candidatura de Nueva Canarias al Ayuntamiento de Telde.